Abr. 26, 2016

Carlos Sainz vuelve a Rusia dispuesto a sumar más puntos

El español correrá en Sochi, donde en 2015 tuvo su peor accidente

Madrid, 26 de abril 2016.- El Gran Premio de Rusia no es una carrera más para Carlos Sainz. El piloto madrileño de la Scuderia Toro Rosso volverá a pisar este fin de semana el escenario donde en 2015 sufrió el accidente más serio de su carrera profesional. Es un recuerdo que no le cohíbe en su deseo por sumar puntos; de hecho, el año pasado ya firmó una carrera excepcional, en la que remontó 13 posiciones antes de que un problema en los frenos le obligase a abandonar.

Hoy, Carlos llega a Sochi después de puntuar en Shanghái, donde terminó noveno al término de un festival de luchas en pista y adelantamientos. El objetivo es dar un paso más en esta tendencia positiva y convertir las buenas sensaciones que desprende el STR11 en resultados aún más positivos para el Mundial. Sochi será una pista ideal para lograrlo, en la última cita del campeonato antes del inicio de la temporada europea.

La memoria del susto vivido el año pasado aún perdura en el trazado ruso. Se disputaba la tercera sesión de entrenamientos libres cuando el Toro Rosso de Carlos se fue contra el muro lateral de la curva 12 antes de llegar a gran velocidad al muro de protección situado en su escapatoria, donde impactó y terminó sepultado bajo unas barreras TecPro mal fijadas. Éstas no absorbieron bien la energía del golpe, y dificultaron un rescate del piloto que se demoró 20 minutos. Afortunadamente, Carlos fue trasladado perfectamente consciente al hospital número 4 de Sochi, donde los médicos le hicieron pruebas para evaluar su condición. Pasó seis horas ingresado antes de pedir el alta voluntaria y plantearse competir al día siguiente. Empezó último, pero remontó hasta la séptima plaza y hubiera sumado puntos de no haber sufrido un problema de frenos que le obligó a retirarse.

Este año, la organización del circuito de Sochi ha ordenado que para esta edición del Gran Premio se revise de antemano la fijación de todas la barreras TecPro para garantizar que éstas cumplan perfectamente su función en caso de repetirse un accidente de características similares.

Éstas son las primeras consideraciones de Carlos antes del Gran Premio de Rusia:

"Cuando corremos en Sochi, los rebufos son muy importantes al principio de la vuelta. Es posible que llegues a la segunda curva con cuatro monoplazas en paralelo. Una cosa que no me gusta, especialmente de esa segunda curva, es que tiene una escapatoria de asfalto muy grande. Muchos coches la atajan en vez de trazar la curva".

"El tercer viraje está muy bien, se toma a fondo o prácticamente a fondo. Es muy largo y vas subiendo marchas, alcanzando fuerzas G laterales bastante altas. Recuerdo que la cuarta curva es un buen punto de adelantamiento. Después hay cuatro giros consecutivos de 90 grados -son exactamente iguales- antes de llegar a la contrarrecta".

"La curva 13 es otro buen punto para adelantar, pero esa parte del circuito me hace recordar el terrible accidente del año pasado. Diría que fue el mayor accidente de mi carrera. La última sección del circuito consiste en cuatro curvas de 90 grados. Los muros están muy cerca durante toda la vuelta, eso lo hace un poco más complicado".

"El año pasado la carrera fue bastante emocionante, así que espero que la de éste también lo sea y que pueda seguir sumando puntos", termina Carlos.

JOHN BOOTH LLEGA A TORO ROSSO
Otro punto de interés del Gran Premio de Rusia será la llegada de John Booth al equipo Toro Rosso como director de competición. El británico de 61 años reforzará la organización del equipo durante los fines de semana de Gran Premio.

"Es un gran honor unirme a un equipo tan establecido y competitivo como Toro Rosso. Es una escudería que ha conseguido muchas cosas en muy poco tiempo. Tengo ganas de comenzar y de trabajar este fin de semana con Franz Tost y el resto del equipo en Sochi", ha dicho Booth.

Franz Tost ha dado la bienvenida a Booth: "Hace muchos años que conozco a John, estoy encantado de que esté en el equipo. La Fórmula 1 cada vez es más compleja y con los últimos cambios en los neumáticos, en los reglajes y las comunicaciones por radio, ya no basta con tener un coche competitivo y pilotos con talento. Con su vasta experiencia, estoy seguro de que John ayudará al equipo a mejorar y a convertirse en una fuerza más eficiente durante los fines de semana", ha dicho el jefe de la Scuderia Toro Rosso.