Jun. 7, 2016

Carlos Sainz y Toro Rosso, volcados en exprimir el STR11 en Canadá

Empieza una maratón de seis Grandes Premios en ocho semanas

Madrid, 7 de junio 2016.- Carlos Sainz ha viajado hoy hasta Montreal, donde este próximo fin de semana se disputará el Gran Premio de Canadá, séptima cita del Mundial de Fórmula 1. Ubicado en la isla artificial de Notre-Dame, en el estuario del río San Lorenzo, este Gran Premio es el primero del año en el continente americano y habitual escenario de carreras movidas, frecuentemente bajo el agua.

El circuito de Gilles Villeneuve, por su característica configuración de largas rectas y chicanes de baja velocidad, no se perfila como el escenario óptimo para el Toro Rosso STR11, normalmente más hábil en curva rápida y en trazados donde el motor cuenta un poco menos. Sin embargo, Carlos llega a Canadá en su mejor momento como piloto de la categoría reina, después de puntuar sólidamente en los dos últimos Grandes Premios –12 puntos entre España y Mónaco–. El piloto madrileño y su equipo quieren continuar esa tendencia tan favorable, y están determinados a lograr el mejor resultado también este fin de semana.

"Venimos de dos carreras muy positivas para mí. El sexto puesto de Barcelona fue genial y en Mónaco, aunque fuimos octavos, podríamos haber logrado mucho más. Antes del primer pitstop estaba por delante de Pérez, y él terminó tercero, así que hubo opciones reales de podio. Por eso quiero aprovechar esta tendencia tan positiva para exprimirnos aún más en Canadá. A priori no es el circuito óptimo para nuestra montura, pero buscaremos hasta la última milésima. Creo que hemos sacado las conclusiones correctas en el equipo para seguir mejorando y, además, aquí empieza una fase del campeonato con muchísima actividad: tendremos seis carreras en ocho semanas, así que nos va a exigir mucho a todos en Toro Rosso. Si siempre estamos unidos, en esta época de tanto trabajo y viajes vamos a estarlo todavía un poquito más para llegar tan lejos como podamos. Quiero más puntos, podemos hacerlo... ¡así que vamos a por ello!", asegura.

Carlos ya disputó el GP de Canadá en 2015, así que conoce bien las peculiaridades del circuito Gilles Villeneuve. Las resume así:
"Utilizaremos una configuración de baja carga aerodinámica, lo que se traduce en dificultades en los períodos de frenada –que son muchos aquí– y en mucha pelea con el volante. La mejor curva del circuito, en mi opinión, es la 14, también conocida como 'el muro de los Campeones'. Es una chicane muy comprometida donde necesitas subirte a los pianos... y si tocas uno de la manera equivocada ¡te manda hacia el muro!", ha dicho.

Pirelli ha llevado hasta Montreal tres compuestos de neumáticos, el blando, el superblando y el ultrablando. Toro Rosso ha elegido para sus dos pilotos exactamente los mismos juegos de cada uno: dos sets de blandos, cuatro de superblandos y siete de la mezcla más agresiva, el ultrablando de flanco marcado en color morado.

Los entrenamientos libres del GP de Canadá empezarán el próximo viernes a las 16:00, aunque Carlos comparecerá ante los medios de comunicación el jueves a las 18:00, siempre en horario español peninsular, seis horas después del horario local en Montréal.