Ene. 31, 2016

Carlos Sainz: “Sé que tengo que hacer, mi objetivo es Red Bull”

Habla sobre sus objetivos, el futuro de Toro Rosso y la vida del piloto

Carlos Sainz sabe que 2016 será crucial para su futuro en la Fórmula 1. El piloto madrileño vive su segundo curso con la Scuderia Toro Rosso consciente de que Red Bull no suele mantener una misma alineación más de dos Campeonatos. Por tanto, es vital impresionar para demostrar que merece un volante en el equipo principal. Tiene claro que para alcanzar este objetivo tendrá que sorprender al paddock, pero sobre todo explotar todo el potencial que siente que no pudo exhibir en su debut como consecuencia de las recurrentes averías mecánicas.

"Sé qué tengo que hacer para impresionar de verdad y crear una imagen de crack para ir a Red Bull. Estoy seguro de que el equipo también quiere eso de mí. No me han puesto un objetivo concreto, pero lo ideal y real es acabar en Red Bull. Ahora mismo firmaría estar ahí en 2017. Si lo haces bien, te dan la oportunidad. Y Red Bull estará para luchar por victorias o podios. Ya he cumplido el sueño de llegar a la Fórmula 1, ahora mi meta es ganar y sería un sueño hacerlo con Red Bull", ha dicho en un encuentro con la prensa española celebrado en la sede central de Red Bull España.

Sainz siente que éste es su Mundial. En 2015, el motor Renault de su STR10 fue el causante de la mayoría de los siete abandonos que sufrió a lo largo del calendario. Para este Campeonato contará con la propulsión de un V6 Turbo Ferrari y eso le llena de esperanza. La falta de fiabilidad y de competitividad deberían de ser historia. Desde Faenza, se contempla la quinta posición del Mundial de Constructores como un objetivo realista. La meta particular de Carlos es simple: exprimir al máximo su monoplaza, sea cual sea su rendimiento.

"Creo que irá mejor que en 2015. Sólo podemos ir a mejor. ¿Cuánto? No lo sé. Ya estamos muy cerca del límite en cuanto a carga aerodinámica, pero en potencia daremos un paso adelante con el motor Ferrari. Estoy seguro de que yo también mejoraré mi rendimiento. Este año será un reto, pero no me asusta".

"La Fórmula 1 es un deporte en el que no dependes sólo de ti, dependes de otros factores. A mí me tocó un año malo, pero di buena imagen. Creo que no muchos han tenido una temporada de rookie con siete abandonos, pero si aun así todo el mundo dice que hice un buen año, vamos bien. Confío en que el tiempo me devolverá poco a poco los puntos que perdí el año pasado".

Carlos Sainz lamenta que en la actualidad los pilotos de Fórmula 1 ya no sean percibidos como héroes a ojos de la afición, como sí ocurría en el pasado. Su espectacular regreso tras el accidente de Rusia 2015 recordó al paddock la versión más humana de un deporte a menudo robotizado por la complejidad técnica y la corrección política. Siente que la Grand Prix Drivers Association (GPDA) contribuirá a un cambio de actitud.

"Los pilotos hemos perdido un poco ese símbolo de héroes que teníamos. Ves las motos y todavía ves el factor riesgo; ves a Márquez caerse, levantarse y seguir y dices ‘ese tío es un héroe'. En la Fórmula 1 es mucho más difícil apreciar ese factor. Si hay un equipo que no para de ganar, la gente toma una tendencia negativa hacia la Fórmula 1. Los pilotos nos estamos encargando de cambiar la Fórmula 1 con la GPDA, de mejorarla y que en 2017 vuelva a gustar a la gente con los nuevos neumáticos. Están empezando a escucharnos. Nos tienen que escuchar, porque quienes van dentro del coche somos los pilotos".