Mar. 2, 2016

Carlos Sainz pone a prueba la fiabilidad del STR11 con otras 166 vueltas en Barcelona

Ningún coche ha rodado tanto como el del español en la jornada de hoy

Barcelona, 2 de marzo de 2016.- Carlos Sainz ha completado con éxito su primera jornada de entrenamientos de esta semana al volante del Toro Rosso STR11, ya con la decoración definitiva estrenada ayer y el kit aerodinámico que han traído los de Faenza para ensayar estos últimos días de pretemporada. El éxito para el español, difícil de evaluar con los cronos en la mano, ha sido superar la distancia de dos Grandes Premios y medio, 166 vueltas, y sin ningún problema reseñable en el coche después de 768 kilómetros. Es más, Carlos ha mejorado su propia marca personal de kilometraje –dio 161 giros un día de la semana pasada– y el de cualquier otro coche en el día de hoy, incluido Mercedes, que ha alternado a sus dos pilotos en pista. 

Un día completo
Por la mañana, Carlos ha salido a pista con una parrilla de sensores instalada en los estrechísimos pontones de su montura y, después de unas vueltas de instalación, ha dedicado gran parte de la mañana a realizar tandas de corta distancia, casi siempre equipado con neumáticos medios. En las primeras horas sí ha alternado entre la especificación normal y la experimental del mentado compuesto medio.

Para la pausa de mediodía ya sumaba 59 vueltas y el séptimo mejor crono, y ha estrenado la tarde con una simulación de carrera compuesta de tres stints de 22 giros, siempre con neumático medio, en los que ha demostrado una constancia reseñable.

Ya con 140 vueltas a sus espaldas, Carlos ha trabajado aún más en tanda siempre larga, siempre con neumático medio excepto un último intento de cinco giros con los Pirelli blandos, para terminar con el ingente balance de 166 vueltas, muy valioso para preparar perfectamente el Gran Premio de Australia del próximo 20 de marzo.

Éstas son las impresiones de Carlos al bajarse del Toro Rosso, que hoy se consolida como el segundo equipo que más vueltas ha dado en la pretemporada:

Pregunta: ¿Balance positivo después de la 'maratón' de hoy?
Carlos Sainz: "Sí, era nuestro objetivo hasta ahora. Dar tantas vueltas es un logro muy grande para el equipo después del invierno que hemos pasado. Ser los segundos con más kilometraje demuestra que este equipo puede hacer cosas muy grandes y todo estamos con una sonrisa. Hemos hecho los deberes hasta ahora. Tenemos una base sobre la que trabajar el resto del año, mientras que en 2015 no era nada habitual que pudiéramos dar más de 100 giros en un día. Esto nos da sensaciones positivas".

P: ¿Qué harán los próximos dos días?
CS: "Sólo nos queda dejar un poco el neumático medio y ver qué tal va con otros compuestos. Es lo único que nos falta por ver, hasta ahora lo hemos hecho todo".

P: Han utilizado mucho el Pirelli medio, ¿por qué?
CS: "Sí, los test están para probar, y por eso damos tantas vueltas con ese neumático, que era nuestro punto débil el año pasado. Por eso nos veis dar tantas vueltas con él, porque hasta que no vaya perfecto no vamos a parar. Es la filosofía que hemos decidido tomar, y ya habrá tiempo el último día para enseñar un poquito más de lo que hay en el coche".

P: Entonces, ¿veremos algo más del STR11 en los días restantes?
CS: "Seguro que un poquito más. No nos queda más remedio ya que probar otro neumático, porque creo que ya no nos quedan medios para probar".

P: ¿Tendrás tiempo para reponerte de tanto esfuerzo?
CS: "Sí, esto lo único que hace es ponerte más en forma. Es como correr: cuanto más corres, más en forma estás. Pues cuanto más te subes al coche, igual. Seguro que estas palizas de 160 vueltas las agradezco en Australia. Hoy he aguantado incluso mejor que el segundo día de test, así que eso quiere decir que vamos mejorando. Siento que ha valido la pena tanto esfuerzo este invierno, levantarme pronto, mucho karting, mucho ejercicio, cardio. Me siento fuerte y bien".

P: ¿El equipo también está contento?
CS: "Todos. Mi ingeniero Marco Matassa siempre está contento, pero el equipo en general también lo está. Creo que lo podréis ver en sus caras y en su lenguaje, estamos todos muy contentos. Es el segundo equipo que más vueltas ha dado detrás de Mercedes. Eso es un logro para nosotros y demuestra mucho de este equipo, que está creciendo y que ha tenido un invierno muy difícil. Aún así, estamos dando vueltas sin parar y nada se rompe. Todavía tenemos pequeños problemas, no voy a mentir, muy pequeños, pero el coche funciona siempre y es lo mejor que nos podía pasar de cara a Melbourne".